anteojos

Aumentan los casos de problema de vista en menores de edad

Preocupa el aumento de problemas de vista en generaciones cada vez más jóvenes. El uso de la tecnología y otros factores desencadenan problemas que pueden llega a ser serios  si no se rata con tiempo. Los detalles.

 

 

El uso de la tecnología  es tan buena como perjudicial. Por un lado nos acerca a un desconocido y lejano mundo mientras que por otro puede  acarrearnos serios problemas de adicción y problemas de vista.

 

Generalmente los problemas de vista eran patologías de personas con más de 45 años y con un trabajo visual excesivo. Sin embargo en los últimos 10 años se produjo un amento significativo de problemas visuales en menores de 15 años lo que puso en alerta a los especialistas.

 

Las investigaciones científicas sugieren que los problemas de visión a temprana edad son producidas en un 80% por el uso excesivo de las computadoras, teléfonos y demás dispositivos electrónicos.

 

La tecnología en su faceta más oscura no solo daña la visión en un alto porcentaje sino que además afecta de manera directa nuestra psique y capacidad de relación con los demás.

 

Cada vez son más los niños que comienzan a temprana edad con los dispositivos móviles. Parecen ser atraídos como magnéticamente desde muy pequeños a la seductora tecnología.

Sin embargo los expertos aconsejan a los padres que reduzcan el uso de los dispositivos móviles a los niños menores de 9 años y que en lo posible aquellos menores de 6 años estén el mayor  tiempo posible lejos de las tablet y computadoras.

 

El avance tecnológico a pasos agigantados se impone con fuerza en generaciones cada vez más jóvenes y luchar contra ellas es difícil.

 

Lo ideal es que los niños vuelvan a ser niños y disfruten de su tiempo al aire libre con actividades  netamente acordes a la edad.

 

Lo recomendable para aquellos padres que no tienen más opciones que los niños permanezcan solamente 3 horas por día frente a la computadora

 

Los problemas más comunes de las consultas son visión borrosa, fatiga ocular, dolor de cuello, sensibilidad a la luz, doble visión, mareos y cefaleas.

 

Sin embargo y aunque los comienzos de estas patologías sean leves y no requiera demasiada atención debemos ser cuidadosos porque podrían desencadenar en malas consecuencias para el desarrollo psíquico,  la conducta postural, la  alteración de hábitos y  los ritmos cardiacos.

 

El desarrollo de la miopía  a temprana edad está altamente relacionado con el consumo excesivo de las tablet y Smartphone.

 

Como los niños menores de 11 años se encuentran aún en etapa de desarrollo de su sistema visual, la falta de estimulación en la visión lejana, y la sobre estimulación de la visión de cerca con este tipo de dispositivos genera un efecto de ” miopización” que vuelve al niño miope desde temprana edad. Hecho que podría evitarse estimulando las actividades de lejos, al aire libre para que los chicos aprendan a hacer foco a la distancia y no siempre a 30 o 60 cm.

 

 

Notas que te pueden interesar